Seleccionar página

20 mujeres del siglo XX

Venezolanas que cambiaron la historia

Escanea el código QR y descarga el libro

Venezolanas que cambiaron la historia

“¿Cómo se atreven unas mujeres a ocupar espacios que siempre han sido de los hombres?”, se preguntaba con desdén la sociedad venezolana cuando las mujeres acogieron el llamado a salir del anonimato y a ocupar los espacios públicos que los hombres habían monopolizado siempre por el solo hecho de ser hombres, y que a ellas les eran negados por ser mujeres. 

Algunas de las que en el siglo XX decidieron desobedecer una idiosincrasia patriarcal y se volcaron a la defensa de los derechos de las mujeres hoy siguen acompañándonos, y nuevas generaciones han asumido valientemente nuevas causas en un contexto sombrío y aterrador. 

El siglo XXI llegó como un espejismo, y las mujeres venezolanas entran en estado de inanición en la tercera década de esta centuria, pero también con hambre de justicia y de paz. Valores que solo en la democracia pueden conseguirse. 

Gracias a las organizaciones de la sociedad civil hoy sabemos que las mujeres llevan la peor parte en esta crisis humanitaria y en esta “suprema injusticia”, como hemos llamado en Transparencia Venezuela a los abusos que el Estado corrupto desde sus instituciones ejerce contra sus ciudadanos.

Víctimas de la prostitución forzada a cambio de alimentos o de favores para la supervivencia de ellas y de sus hijos, de la trata de personas, nuestras mujeres mueren de parto por falta de hospitales aptos para dar a luz o de abortos practicados clandestinamente por embarazos que no pudieron prevenirse por falta de anticonceptivos. Abusadas por funcionarios de los cuerpos policiales, parapoliciales y militares, ellas han resistido a todo tipo de discriminación. Pero sin duda todas las conquistas que las mujeres emprendieron por la defensa de sus espacios en Venezuela durante el siglo XX, desde el derecho al voto en adelante, marcarán el camino en la reconstrucción de la Venezuela libre y próspera.

A estas mujeres y a las que hoy desde sus lugares y con prolijo esmero siguen dando la batalla por la alimentación, por los medicamentos, por el cuidado emocional y mental de sus congéneres, de los niños y las niñas, son las mismas que tendrán grandes responsabilidades en la reconstrucción de Venezuela. 

Y para ayudar a que eso ocurra Transparencia Venezuela, junto a la Comisión de Mujeres y Género de la Asamblea Nacional, quiso dejar constancia de esta epopeya que durante el siglo pasado significaron las conquistas de las mujeres y sus aportes a la democracia. Esperamos que una vez superados estos años de distorsiones y de confusión, este esfuerzo sea una herramienta contra el olvido, para exaltar los logros de las mujeres venezolanas que durante el siglo XX sacaron el mejor germen de un sistema de libertades, una democracia imperfecta, pero prometedora. 

A ustedes, que lo hicieron posible, y a quienes en las peores condiciones de nuestra historia republicana hoy perseveran, expresamos públicamente nuestra admiración y presentamos nuestros respetos, porque su ejemplo seguirá guiando nuestros pasos hacia el logro de la justicia y de la paz. 

Nuestras mujeres son víctimas de la prostitución forzada, de la trata de personas y del abusos de los cuerpos policiales, parapoliciales y militares. La mujer venezolana ha resistido todo tipo de discriminación

Prólogo 

La historia ha dejado testimonio de episodios en los que poblaciones enteras fueron victimizadas por siglos. En muchos casos, las víctimas de abusos se encontraban en una posición de vulnerabilidad tal que no solo no podían defenderse por sí mismas, sino que el Estado, las leyes y las costumbres eran los victimarios inconscientes e indolentes del dolor causado, aprovechando una posición de dominio en benefi cio de intereses particulares, todo ello con la venia de la sociedad y la cultura dominante.

Desde hace casi una década, en Transparencia Internacional comenzamos a enfocarnos en el impacto de la corrupción en las comunidades y en la gente. Estaba claro que los sectores vulnerables se encontraban y encuentran en minusvalía para denunciar abusos, para exigir justicia, para enfrentar a los corruptos que desde el poder deciden el uso y destino de los recursos públicos la corrupción, y con mayor urgencia en Venezuela, dado los niveles grotescos con que está presente en todos los sectores. En marzo de 2019, discutiendo con la diputada Manuela Bolívar, presidenta de la Subcomisión de Género y Mujer de la Asamblea Nacional de Venezuela, sobre la necesidad de desarrollar una investigación conjunta sobre corrupción y género, se hizo imperativa la tarea de difundir y exaltar el trabajo de quienes fueron responsables de los avances formidables para la equidad y para proteger los derechos de las mujeres en el siglo XX venezolano. Para ello decidimos realizar una investigación que nos permitiera difundir la gesta de estas pioneras venezolanas.

Sabíamos que para realizar la investigación del siglo pasado contábamos con organizaciones históricas, como Avesa, los Círculos Femeninos Populares, el Teatro 8 de Marzo, el Centro de Estudios de la Mujer de la Universidad Central de Venezuela (UCV) y otras más recientes. Y además y entrevistas a mujeres dedicadas a este tema, como la Dra. Evangelina García Prince —a quien, lamentablemente, ya no tenemos entre nosotros—, Magdymar León, Luisa Kislinger, Gioconda Espina, Juanita Delgado y Rosa Paredes, así como publicaciones de diversa naturaleza que fueron el punto de inicio.

Con este libro queremos ofrecer una narración que nos ayude a enfrentar la desmemoria. Por esa razón buscamos a Maruja Dagnino, quien con excelente escritura nos encanta con esta historia que ella aborda desde una perspectiva femenina, que avalada con curiosa atracción por la investigación, nos ofrece esta visión provocadora para la reflexión.

Esperamos que este esfuerzo brinde herramientas contra el olvido —luego de estos años de distorsiones y confusión— para exaltar los logros de mujeres venezolanas que durante el siglo XX sacaron el mejor germen de un sistema de libertades, una democracia imperfecta, pero prometedora.

Ellas y muchas más supieron apropiarse de su tiempo, no solo para defender derechos y exigir su lugar en la sociedad, sino para construir bienestar a partir de las reivindicaciones que alcanzaron, con su positivo impacto en la familia, los hijos, la comunidad, la política y en toda una nación.

Mercedes De Freitas
14 de agosto de 2019

Mercedes De Freitas
14 de agosto de 2019

Maruja Dagnino

Además de un homenaje para esas mujeres que formaron parte de esos movimientos, que hicieron posible la conquista de sus derechos y por lo tanto la profundización de los valores democráticos, este libro relata una ruta llena de dificultades, resistencias, incomprensiones, pero también de valentía, entusiasmo, disciplina, inteligencia y creatividad. Una narrativa que echa por tierra los prejuicios en contra de las mujeres y de las feministas, que desde sus espacios han sido heroínas de la democracia.

Frases destacadas de las mujeres que cambiaron la historia 

Share This