EE UU acusa a Nicolás Maduro por narcotráfico y ofrece US$ 15 millones por su captura

Carta a Bachelet, Derechos, Derechos Humanos

Transparencia Venezuela, 26 de marzo de 2020. El Departamento de Justicia de Estados Unidos presentó cargos contra el mandatario venezolano Nicolás Maduro por su presunta vinculación con narcoterrorismo y corrupción, y anunció que ofrece una recompensa de 15 millones de dólares a quien colabore con su captura.

El anuncio lo realizó el fiscal general de Estados Unidos, William Barr, en compañía del fiscal del Distrito Sur de Nueva York, Geoffrey S. Berman, la fiscal del distrito sur de la Florida, Ariana Fajardo Orshan y otros funcionarios, quienes participaron en una conferencia de prensa virtual por la pandemia de COVID-19.

Precisaron que la denuncia también incluye a otras 14 personas entre las que se encuentran funcionarios y ex funcionarios de los gobiernos de Hugo Chávez y Nicolás Maduro, así como a 2 líderes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, FARC.

“Durante más de 20 años, Maduro y varios colegas de alto rango presuntamente conspiraron con las FARC, con el objetivo de inundar a Estados Unidos con cocaína”, dijo Barr. Aseguró que disidentes de las FARC usan el espacio aéreo de Venezuela para transportar drogas a países de América Central y posteriormente a Estados Unidos, todo eso con el apoyo y la participación de los funcionarios venezolanos. 

Los fiscales añadieron que ofrecen una recompensa de 10 millones de dólares a quienes colaboren con la captura de: Clíver Alcalá Cordones, mayor general retirado del Ejército de Venezuela, quien rompió relaciones con el chavismo; Hugo “El Pollo” Carvajal, jefe de inteligencia de Hugo Chávez por casi una década, actualmente prófugo de la justicia de España; Diosdado Cabello, presidente de la cuestionada Constituyente y vicepresidente del PSUV; y Tareck El Aissami, vicepresidente Sectorial de Economía, entre los más buscados de Estados Unidos.

La justicia estadounidense también señaló a Maikel Moreno, presidente del Tribunal Supremo de Justicia; Vladimir Padrino, ministro de Defensa; Néstor Reverol, ministro de Interior, Justicia y Paz; Luis Motta Domínguez, ex ministro de Energía Eléctrica y ex presidente de la Corporación Eléctrica Nacional; y a Nervis Villalobos, ex viceministro de Energía, quien tiene 6 casos abiertos en distintas cortes del mundo, pero está libre en España. Vale preguntarse, ¿qué hará la justicia española ahora?

La lista de los venezolanos la completan Joselit Ramírez, superintendente de Criptoactivos y actividades conexas de Venezuela; Edylberto Molina Molina, viceministro del Sistema Integrado de Policía; y Vassyly Villaroel y Rafael Villasana.

La mayoría de los señalados hoy por el Departamento de Justicia de Estados Unidos ya tenía procesos judiciales abiertos en ese país por su presunta vinculación con el tráfico de drogas, de acuerdo con el seguimiento que realiza Transparencia Venezuela.

«El alcance y la magnitud del tráfico de drogas que se alega en Venezuela fue posible sólo porque Maduro y otros corrompieron las instituciones de Venezuela y proporcionaron protección política y militar para los desenfrenados crímenes de narcoterrorismo», agregó Geoffrey S. Berman.

Corrupción venezolana en Miami

“Durante la última década, funcionarios corruptos del gobierno venezolano han saqueado sistemáticamente a Venezuela de miles de millones de dólares, dijo la fiscal federal Ariana Fajardo Orshan.

Añadió que, con demasiada frecuencia, esos funcionarios “corruptos” y “sus conspiradores” han usado bancos e inmuebles del sur de la Florida para ocultar y perpetuar su actividad ilegal. “Como muestran los cargos recientes, la corrupción venezolana y el lavado de dinero en el sur de la Florida se extiende incluso a los niveles más altos del sistema judicial de Venezuela”.

También refirió que han consumido bienes de lujo, yates, relojes, condominios caros. “Han llenado nuestra economía con dinero corrupto y eso debe acabar”.

Share This