Juan Guaidó: mi compromiso es hacer de la AN un espacio de encuentro y unificación de fuerzas democráticas

Carta a Bachelet, Derechos, Derechos Humanos

Observador Parlamentario, 08 de enero de 2018. Juan Guaido, diputado de Voluntad Popular por el estado Vargas, fue electo como presidente de la Asamblea Nacional para el año legislativo 2019-2020. En la primera vicepresidencia quedó el diputado Edgar Zambrano del partido Acción Democrática (AD) y en la segunda vicepresidencia el diputado Stalin González por el partido Un Nuevo Tiempo (UNT).  Edison Ferrer fue designado como secretario y José Luis Cartaya repitió como subsecretario.

Guaido es ingeniero industrial egresado de la Universidad Católica Andrés Bello, electo en el año 2015 como diputado principal para el periodo 2016 – 2021, fue vicepresidente de la Comisión Permanente de Política Interior en 2016, presidente de la Comisión de Contraloría durante 2017 y jefe de la fracción parlamentaria en 2018.

Al momento de tomar juramento, Guaido dijo que la AN tiene “una deuda” pendiente con todos los venezolanos, a su juicio, se generaron expectativas que no se pudieron cumplir por omisiones o errores. “Tienen derecho a ser críticos. Tienen razones para reclamarnos”.

“Tampoco se puede negar que ha sido el trabajo de todos estos diputados el que nos permite decirle a esos mismos venezolanos que nos exigen mucho más, que hoy contra todo pronóstico, estamos juramentando una directiva de la Asamblea Nacional que se mantiene en pie como poder legítimo electo por el voto popular”, enfatizó.

Juan Guaido llega a la presidencia de la Asamblea Nacional, siendo uno de los diputados más jóvenes en asumir ese cargo. Lo ocupa en un momento complicado para el Parlamento y sus integrantes, quienes siguen siendo objeto de agresiones por parte del Ejecutivo y deben enfrentarse a la cuestionada juramentación de Nicolás Maduro como presidente para el periodo 2019- 2025 que se realizará el 10 de enero.

El nuevo presidente del parlamento manifestó que se enfrentan a un problema inédito, puesto que se ha generado una ruptura del orden constitucional y la Presidencia de la República no se encuentra vacante, si no usurpada. Considera que su compromiso es hacer de la AN un espacio de encuentro y unificación de fuerzas democráticas

“Debemos lograr que las decisiones de la Asamblea Nacional cuenten con la expresión simultánea del respaldo popular, político, militar e internacional para conseguir el cese de la usurpación y garantizar la realización de nuevas elecciones presidenciales libres”, sostuvo.

La nueva junta directiva también propone autorizar la ayuda humanitaria, crear el fondo para la recuperación de activos provenientes de la corrupción y aprobar la agenda legislativa para la transición, que incluya el conjunto de leyes que definan el marco jurídico para la recuperación institucional, económica y social del país.

Días previos al nombramiento de la nueva junta directiva, el Grupo de Lima reiteró su respaldo a la Asamblea Nacional. Luego de una reunión, el conglomerado de países instó a Nicolás Maduro a no asumir la presidencia, a respetar las atribuciones de la Asamblea Nacional y a transferirle en forma provisional, el poder ejecutivo hasta que se realicen nuevas elecciones presidenciales democráticas.

Share This