Seleccionar página

La directora ejecutiva de Transparencia Internacional, Mercedes De Freitas, enuncia la fórmula del catedrático Robert Klitgaard para analizar al Estado venezolano: corrupción es igual a monopolio (concentración del poder) más discrecionalidad menos rendición de cuentas. Sobre el último elemento de la ecuación señala que las comparecencias del tren ejecutivo que se hicieron durante las últimas dos semanas arrojaron pocas luces sobre la gestión de Gobierno. «La información se convirtió en propaganda».

 

El formato de las interpelaciones, a su juicio, se pareció más al del programa Sábado Sensacional que al informe sobre las acciones de Gobierno. «Esto favoreció que los diputados, del Gobierno y la oposición, buscaran sus cinco minutos de gloria en cadena nacional».

 

Asegura que muchos de los datos suministrados por los ministros fueron vagos , incluso, contrarios a lo dispuesto en la Ley de Presupuesto Nacional. Expresó que la verdadera rendición de cuentas comenzará cuando los funcionarios entreguen su memoria y cuenta. «Con los informes de gestión en la mano, vendrá la verdadera interpelación del país».

 

–¿Qué evaluación hace de las interpelaciones? –Como Transparencia Internacional lo que podemos decir es que fueron unas interpelaciones extrañas. Para que se produzca una interpelación se debe entregar el informe de rendición de cuentas con tiempo. Esto es una condición para la equidad y un mínimo de transparencia porque, si no, es como que le hagan a uno un examen sin poder prepararse.

 

La información se transformó en propaganda. Cuando se usa el espacio de la información para esto se desvirtúa y desperdicia la oportunidad.

 

Al transformarse al acto en un show mediático, era como Sábado Sensacional, se pasó de una oportunidad de crear gestión, de hacer un ejercicio democrático en el que un poder exige a otro que rinda cuentas, a una escena en la que había hasta observaciones a título personal, referencias a creencias, ideologías, acciones y relaciones de unos y otros.

 

Todo se llevó a un plano muy alejado de lo que debe ser el espacio de creación democrática.

 

–Lo más importante no se dijo en el Hemiciclo.

 

–Sí, el hecho de que no se dejara entrar a los medios independientes ya decía algo y no ayudó ni aportó la estructura que se construyó. Los diputados no hicieron preguntas específicas, lo que querían era aprovechar sus cinco minutos para obtener la gloria en cadena nacional, tanto los del oficialismo como los de la oposición.

 

Las preguntas que hacían los diputados del PSUV ni siquiera eran preguntas, y los diputados de la oposición hacían todo un preámbulo para convertir a los ministros en lo peor de la faz de la tierra; sólo después hacían las preguntas.

 

–¿Se logró algo con las interpelaciones? — Hay una cosa importante que se logró y es que los ministros presentaron una información de viva voz y ese registro queda para la historia.

 

toca ahora a la sociedad evaluar si lo que dijeron es verdad, si se compagina con la realidad.

 

Por ejemplo, la información del presupuesto nacional dice que este año habrá 50 millones de bolívares para construcción y mantenimiento de cárceles.

 

Eso lo dice la Ley de Presupuesto, se puede ver en la página web oficial. No alcanza ni para pintar las cárceles. Ellos dijeron que ese dato no era verdad.

 

–Ha habido críticas al desempeño de los diputados de la MUD, ¿cómo lo evalúan? –No sé cuáles eran las posibilidades reales para cambiar el formato, que es muy importante porque define quién tiene más oportunidades. Puede hacer que una cosa tenga equidad o no, que se permita exigir información o no. Creo que los diputados de la Mesa de la Unidad no tuvieron oportunidad de cambiarlo.

 

Los ministros tienen que entregar su informe escrito en los primeros 60 días del año; les queda menos de una semana y no lo han hecho. La verdadera interpelación del país vendrá con los informes de gestión en la mano.

 

–¿Cuál es la situación de la corrupción en Venezuela? –Aquí todo el mundo jura que todos roban a todos. La percepción es de alta corrupción y eso cualquier persona que lee esta nota seguro lo siente.

 

Desde 2007 siete países de América Latina estaban peor que nosotros y desde este año somos el peor país de América. El año pasado Haití estaba en esa situación, pero ya ni ese país nos supera.

 

El otro aspecto es cómo fortalecer las instituciones para protegerlas de la corrupción, para impedir que un funcionario pida un soborno o que un privado extorsione a un funcionario. La protección de esas instituciones es muy débil.

 

La OEA tiene un tratado que se llama la Convención Interamericana contra la Corrupción que ha evaluado a Venezuela tres veces.

 

En la última evaluación de Venezuela le presentó al país 113 recomendaciones (en una convención que se firmó en Caracas en 1996), de las cuales hay 109 tareas pendientes.

 

-¿La concentración de poder aumenta la corrupción? –Produce riesgos de corrupción que son evidentes porque no hay chequeo ni control. Los controles son muy laxos y la información discrecional, Digo hoy una cosa y mañana otra.

 

Mientras el resto del mundo aprueba leyes de acceso y transparencia, nosotros aprobamos una normativa que prohíbe el acceso a la información.

 

La Normativa de Clasificación y Tratamiento de la Información en la Administración Pública define cuatro clasificaciones de información, que son creación nuestra porque no existen en ninguna otra parte del mundo.

 

Estas son: extremadamente confidencial, confidencial, interna, y de uso público.

 

La información de uso público tiene un parágrafo único que prohíbe su entrega a menos de que el máximo representante de la organización autorice formalmente.

 

Esto es contrario al deber ser.

 

–¿Cómo evalúan la actuación del Gobierno ante casos como el de Pdval? — El caso de Pdval significa comida para la gente, involucra directamente una de las necesidades básicas de la población.

 

No conocemos ninguna auditoría que se haya hecho a Pdval, no hemos visto la lista de las empresas a las que se les compró comida, la lista de los contratos, cuánto se le pagó a cada una, cuándo llegó la comida, en qué barcos. No hemos tenido ninguna respuesta sobre esto.

Ficha personal

FUNDADORA Y DIRECTORA DE TRANSPARENCIA VENEZUELA FUNDADORA DEL INSTITUTO PRENSA Y SOCIEDAD CAPÍTULO VENEZUELA (2006) HISTORIADORA (UCV, 1986)

Fuente: El Nacional, Domingo 27 de Febrero de 2011 12:18 pm

Share This