Seleccionar página

¿Qué diputados han recibido más agresiones durante las manifestaciones?

La agenda de calle emprendida por los diputados de la Asamblea Nacional desde finales del mes de marzo ha dejado como saldo , entre otras cosas, numerosas agresiones a decenas de diputados, sin embargo, los parlamentarios que destacan con el mayor número de ataques recibidos responden a dos nombres, Carlos Paparoni Juan Requesens.

A través del registro de ataques contra la Asamblea Nacional llevado por Transparencia Venezuela, destaca la actuación de los diputados Carlos Paparoni (PJ-Mérida) y Juan Requesens (PJ-Táchira), quienes ostentan el mayor número de agresiones recibidas con al menos 10 y 8 respectivamente. Ambos también figuran entre aquellos que han sido objeto de las lesiones de mayor gravedad, requiriendo en ambos casos las respectivas visitas del quirófano.

El representante del circuito 4 por el estado Mérida Carlos Paparoni, lidera el registro de ataques recibidos entre los diputados en lo que va de año. El también vicepresidente de la Comisión de Contraloría ya en 2016 también registró ataques en su contra, luego que el 3 de marzo requirió la sutura de puntos en la cabeza luego de ser agredido por simpatizantes del Gobierno en las inmediaciones del propio Palacio Federal Legislativo.

Ya para este año el conteo de agresiones se remonta al 8 de marzo, fecha en la que el parlamentario acudió del ministerio de Alimentación para manifestar su descontento con las políticas adoptadas por el despacho de Rodolfo Marco Torres en materia alimentaria. La iniciativa de Paparoni fue interrumpida de forma abrupta por funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana mientras que simpatizantes del Gobierno intentaron agredirlo con la inacción de los funcionarios castrenses.

Ver también: Diputado Carlos Paparoni detectó sobreprecios de $206 millones en importación de las cajas CLAP

 

El 30 de marzo Paparoni fue agredido nuevamente por funcionarios castrenses en las inmediaciones del Tribunal Supremo de Justicia, hecho ocurrido mientras en compañía de otros parlamentarios manifestó su absoluto rechazo a la sentencia 156 de la Sala Constitucional del máximo tribunal del país, que significó el despojó de todas las atribuciones del Parlamento para ser usurpadas por la propia Sala Constitucional.

Para el 8 de mayo un funcionario de la GNB roció con gas pimienta el rostro del diputado cuando intentaba dialogar con un piquete de funcionarios del cuerpo de seguridad del Estado que impidieron el paso de una movilización opositora en la urbanización El Paraíso, en Caracas.

Atención médica

Las agresiones recibida por Paparoni llegaron a niveles críticos a finales de mayo. Siendo el 27 de ese mes el día en que el parlamentario Pfue impactado en una pierna por una metra disparada presuntamente por funcionarios de la GNB en el distribuidor Altamira. Tan solo dos días después, y a pesar de contar con reposo médico por el impacto de la esférica, el parlamentario acudió a la movilización que pretendió trasladarse hasta el Consejo Nacional Electoral el 29 de mayo, sin embargo en esta oportunidad tuvo que ser retirado de la manifestación inconsciente luego de chocar la cabeza contra el pavimento al ser arrastrado por la presión del chorro de agua arrojada por la denominada “Ballena” de la GNB en el distribuidor Altamira. El diputado tuvo que ser atendido en un centro asistencial donde por segundo año consecutivo le tomaron nuevos puntos de sutura en la cabeza.

El diputado que casi pierde un ojo

El presidente de la Comisión de Desarrollo Social Integral, Juan Requesens (PJ-Táchira) aparece junto a Paparoni como los parlamentarios que han registrado más agresiones. El recuento de ataques durante este año inicia durante la sesión especial desarrollada por la Asamblea Nacional en la comunidad de Petare el 26 de enero, es esa oportunidad Requesens denunció haber recibido una golpiza por simpatizantes del Gobierno, “Unos malandros trataron de intimidar a mi familia y a muchos de los que estamos aquí (los diputados)” aseguró el parlamentario.

Sin embargo, la agresión más grave tuvo lugar paradójicamente en las inmediaciones de la sede dela Defensoría del Pueblo, (instancia encargada de la defensa y vigilancia de derechos humanos), luego que un grupo de simpatizantes del Gobierno arremetieron contra un grupo de diputados, viéndose notablemente más afectado el representante del circuito 4 del estado Táchira, Juan Requesens, quien tras ser golpeado con un tronco le ocasionó una fisura encima del ojo izquierdo que requirió la colocación de 56 puntos de sutura, dejando una de las imágenes más demostrativas de la magnitud de las agresiones enfrentadas por los diputados.

Más recientemente el 5 de junio, el parlamentario denunció haber sido arrojado a una alcantarilla por funcionaros de la GNB, durante la manifestación denominada “El Plantazo” en el Distribuidor de Altamira.

Para conocer el total de agresiones registradas contra la Asamblea Nacional entre enero y mayo de 2017, revisa la siguiente infografía interactiva.

Share This